DIARIO DE UN MÚSICO 62. HÉROES ANÓNIMOS.

 

La heroicidad es anónima, sale en un momento determinado desde lo más íntimo del ser humano ante la injusticia, la cobardía, la hipocresía, el juramento Hipocrático, o la agresión. Es curioso, como con el afán de no molestar, a veces no se pone los puntos sobre las ies, y allá con vuestro destino allende Occidente. Desde el respeto, alto y claro de unas palabras certeras y unos hechos objetivos, todo es criticable, es algo que Occidente comprendió desde hace un par de siglos, cuando empezó a quitarse el yugo de la institución religiosa y habló de tú a tú a ese poder milenario, sin obviar que nuestra cultura, nuestro ser, nuestras vacaciones, nuestro entender es un compendio de la vieja Grecia y de Roma, latina y cristiana. A quien niega eso, y se queda en Bakunin, o en el cóctel Molotov allá con sus proclamas, porque somos lo que fuimos y en parte seremos, es algo casi incontestable. Lo importante de nuestra civilización es poner cada cosa en su lugar, las piezas bien colocadas en el tablero, y nada a mover peones, y a jugar.
 
Las religiones monoteístas tienen ese punto “Paco el Ranas” de pantano en pantano, solo un dios, un líder, una imagen, donde no hay discusión o si la hay te excomulgo, antiguamente te quemaban (aprovecho para recomendar la lectura de El hereje de Miguel Delibes) o te lapidan si la Fatwa lo estima. Y si me salto lo impuesto, o me prodigo en la ficción, o razono algo bajo la óptica criticable caricatura en mano, aténgase a las consecuencias. Es cierto, que no todos los frailes, o los imanes se visten igual, pero el tinglado de estas multinacionales del ser es de órdago. En el fondo el origen, las buenas intenciones, el haz el bien y no mires con quien, y cien mil proclamas mas son plausibles, necesarias, están en lo mejor del ser humano, y todas las religiones las recogen... Ni yo mismo tengo claro que soy, pero si tengo claras las raíces, las obras, y la ética que una religión, adaptada a los tiempos puede o debe tener. Creo en la separación Estado-Iglesia, como punto de partida, y en el respeto a quien tiene fe y a quien no. Creo en Dios, o en muchos dioses tal vez (el Politeísmo reparte tal vez culpa y logros mejor, y ¿no es al fin y al cabo el culto a las Vírgenes y Santos un politeísmo enmascarado?) Creo en el buen corazón, en Vicente Ferrer, en Cáritas, etc., es largo el camino. Creo en la auto financiación, por eso marco la cruz, como debiera ser con partidos, sindicatos, etc. No creo en el auto de fe, ni en el anatema, ni en la parsimonia.
Y no soporto la intolerancia.
 
El viernes 21 de septiembre en Melilla, España, un hombre marroquí agredía a una mujer marroquí, frente a la mirada impasible de un montón de ¿señores? compatriotas. José Arcas, un militar español que observaba desde su casa, salió en su auxilio, y todo fue grabado por la mujer de este último (está colgado en internet). La situación de la mujer al sur de Gibraltar es deplorable bajo el yugo de una religión y costumbres ancladas en muchos de sus preceptos en tiempos oscurantistas, afortunadamente superados en occidente en gran parte. Solo espero que los organismos, instituciones y corrientes de opinión feministas no cejen de poner el dedo en la yaga de lo que la Mujer sufre y aguanta lejos de la corrección política, y el “no molesten”. Y al héroe anónimo su momento de gloria y reconocimiento público, porque estos actos son los referentes y la letra pequeña de una sociedad civilizada.
 
Antonio Álvarez
Canción: HEROES David Bowie

Blog

  • Prev
En estos tiempos locos por desatar todo, mas que por atar. Por estar más pendiente del que hay al otro lado de la red, que de dar un buenos días. Es curioso, estaba el otro día en la tienda de ...
(Publicado en la Voz de Almería el lunes 1 de julio de 2013)   UNA PEQUEÑA AYUDA DE LOS AMIGOS MANOLO EL VOLTIOS   En el impasse de un día, en 24 horas, dos noticias sobre ...
 Nuevo trabajo de César Maldonado EL ZAGUÁN   Cada cierto tiempo se lee en la red o en prensa una nueva convocatoria para seleccionar la palabra más bella. Eso es imposible, porque la ...
Busque, compare, y si encuentra algo mejor: ¡cómprelo! Con esa cantinela en los años ochenta un anuncio (spot) publicitario del detergente Colón hizo mella, creó escuela, y dio en la diana del ...
  Al año justo del Tsunami que arrasó las costas japonesas, aparecen en las costas de Alaska desechos y restos de la catástrofe, y es que las corrientes de un océano al que se le tildó de ...
  Hoy que estoy algo empanado voy a poner pies en polvorosa, miel sobre hojuelas y la palma de mis manos desnudas sobre la tierra, como un agricultor. Gritaría, sí, pero mi voz anda cascada ...
  “A la derecha, a la izquierda, al centro y pa dentro”. Así brindábamos en este país cuando París era una fiesta, o sea cuando esto era una bacanal. Si uno contara las ...
  Contra lo que muchos piensan, la confesión mayoritaria de este país no se santigua ante un crucifijo, el icono es de cuero, redondo y adormece a las masas con afán redentor, la resurrección ...
  Los aficionados al aeromodelismo están de enhorabuena en España. Tenemos tantos aeropuertos donde en sus pistas crece el esparto, aunque debiera crecer la mandrágora si algún responsable se ...
Todos los trabajos son respetables, sin ningún lugar a dudas. Pero miren por donde, pienso (luego insisto, lo de existir se supone) que algunos tienen más enjundia: ser minero más que político, ser ...